La Biblia de Jerusalen (Catolica)
Este buscador esta basado en la Biblia Catolica version de Jerusalen. Aqui puede encontrar todos los textos biblicos que tengan relacion con la palabra o frase que usted esta buscando. Tan solo debe anotar en la ventana del buscador esa palabra o frase, seleccionar la seccion de la Biblia donde desea buscar y presionar buscar.
Corintios II

CO2  5: 1 
Porque sabemos que si esta tienda, que es nuestra morada terrestre, se desmorona, tenemos un edificio que es de Dios: una morada eterna, no hecha por mano humana, que est en los cielos.
CO2  5: 2 
Y as gemimos en este estado, deseando ardientemente ser revestidos de nuestra habitacin celeste,
CO2  5: 3 
si es que nos encontramos vestidos, y no desnudos.
CO2  5: 4 
S!, los que estamos en esta tienda gemimos abrumados. No es que queramos ser desvestidos, sino ms bien sobrevestidos, para que lo mortal sea absorbido por la vida.
CO2  5: 5 
Y el que nos ha destinado a eso es Dios, el cual nos ha dado en arras el Espritu.
CO2  5: 6 
As pues, siempre llenos de buen nimo, sabiendo que, mientras habitamos en el cuerpo, vivimos lejos del Seor,
CO2  5: 7 
pues caminamos en la fe y no en la visin...
CO2  5: 8 
Estamos, pues, llenos de buen nimo y preferimos salir de este cuerpo para vivir con el Seor.
CO2  5: 9 
Por eso, bien en nuestro cuerpo, bien fuera de l, nos afanamos por agradarle.
CO2  5: 10 
Porque es necesario que todos nosotros seamos puestos al descubierto ante el tribunal de Cristo, para que cada cual reciba conforme a lo que hizo durante su vida mortal, el bien o el mal.
CO2  5: 11 
Por tanto, conociendo el temor del Seor, tratamos de persuadir a los hombres, pues ante Dios estamos al descubierto, como espero que ante vuestras conciencias tambin estemos al descubierto.
CO2  5: 12 
No volvemos a recomendarnos ante vosotros; solamente queremos daros ocasin para gloriaros de nosotros y as tengis cmo responder a los que se gloran de lo exterior, y no de lo que est en el corazn.
CO2  5: 13 
En efecto, si hemos perdido el juicio, ha sido por Dios; y si somos sensatos, lo es por vosotros.
CO2  5: 14 
Porque el amor de Cristo nos apremia al pensar que, si uno muri por todos, todos por tanto murieron.
CO2  5: 15 
Y muri por todos, para que ya no vivan para s los que viven, sino para aquel que muri y resucit por ellos.
CO2  5: 16 
As que, en adelante, ya no conocemos a nadie segn la carne. Y si conocimos a Cristo segn la carne, ya no le conocemos as.
CO2  5: 17 
Por tanto, el que est en Cristo, es una nueva creacin; pas lo viejo, todo es nuevo.
CO2  5: 18 
Y todo proviene de Dios, que nos reconcili consigo por Cristo y nos confi el ministerio de la reconciliacin.
CO2  5: 19 
Porque en Cristo estaba Dios reconciliando al mundo consigo, no tomando en cuenta las transgresiones de los hombres, sino poniendo en nosotros la palabra de la reconciliacin.
CO2  5: 20 
Somos, pues, embajadores de Cristo, como si Dios exhortara por medio de nosotros. En nombre de Cristo os suplicamos: reconciliaos con Dios!
CO2  5: 21 
A quien no conoci pecado, le hizo pecado por nosotros, para que vinisemos a ser justicia de Dios en l.


    MOSTRANDO 1 - 21  de  21

Seleccionar: Captulo:
Palabra: Mostrar:
Tamao de Letra:

| Inicio | Im�genes | Diversi�n | Temas | M�sica | Oraciones | CancioneroSalvapantallas | Preguntas Cat�licas | Directorio | Twitter | La Biblia | Barra | Catequistas |     M�s M�sica | Conocer |     Libros | Radios Cat�licasVideos | Postales | Chat | Messenger | Email | Cine | Autor | MapaEnlacesWebmasters | Televisi�n | Blogs | Radio | Noticias |