La Biblia de Jerusalen (Catolica)
Este buscador esta basado en la Biblia Catolica version de Jerusalen. Aqui puede encontrar todos los textos biblicos que tengan relacion con la palabra o frase que usted esta buscando. Tan solo debe anotar en la ventana del buscador esa palabra o frase, seleccionar la seccion de la Biblia donde desea buscar y presionar buscar.
Hechos

HEC  15: 1 
Bajaron algunos de Judea que enseaban a los hermanos: Si no os circuncidis conforme a la costumbre mosaica, no podis salvaros.
HEC  15: 2 
Se produjo con esto una agitacin y una discusin no pequea de Pablo y Bernab contra ellos; y decidieron que Pablo y Bernab y algunos de ellos subieran a Jerusaln, donde los apstoles y presbteros, para tratar esta cuestin.
HEC  15: 3 
Ellos, pues, enviados por la Iglesia, atravesaron Fenicia y Samaria, contando la conversin de los gentiles y produciendo gran alegra en todos los hermanos.
HEC  15: 4 
Llegados a Jerusaln fueron recibidos por la Iglesia y por los apstoles y presbteros, y contaron cuanto Dios haba hecho juntamente con ellos.
HEC  15: 5 
Pero algunos de la secta de los fariseos, que haban abrazado la fe, se levantaron para decir que era necesario circuncidar a los gentiles y mandarles guardar la Ley de Moiss.
HEC  15: 6 
Se reunieron entonces los apstoles y presbteros para tratar este asunto.
HEC  15: 7 
Despus de una larga discusin, Pedro se levant y les dijo: Hermanos, vosotros sabis que ya desde los primeros das me eligi Dios entre vosotros para que por mi boca oyesen los gentiles la Palabra de la Buena Nueva y creyeran.
HEC  15: 8 
Y Dios, conocedor de los corazones, dio testimonio en su favor comunicndoles el Espritu Santo como a nosotros;
HEC  15: 9 
y no hizo distincin alguna entre ellos y nosotros, pues purific sus corazones con la fe.
HEC  15: 10 
Por qu, pues, ahora tentis a Dios queriendo poner sobre el cuello de los discpulos un yugo que ni nuestros padres ni nosotros pudimos sobrellevar?
HEC  15: 11 
Nosotros creemos ms bien que nos salvamos por la gracia del Seor Jess, del mismo modo que ellos.
HEC  15: 12 
Toda la asamblea call y escucharon a Bernab y a Pablo contar todas las seales y prodigios que Dios haba realizado por medio de ellos entre los gentiles.
HEC  15: 13 
Cuando terminaron de hablar, tom Santiago la palabra y dijo: Hermanos, escuchadme.
HEC  15: 14 
Simen ha referido cmo Dios ya al principio intervino para procurarse entre los gentiles un pueblo para su Nombre.
HEC  15: 15 
Con esto concuerdan los orculos de los Profetas, segn est escrito:
HEC  15: 16 
Despus de esto volver y reconstruir la tienda de David que est cada; reconstruir sus ruinas, y la volver a levantar.
HEC  15: 17 
Para que el resto de los hombres busque al Seor, y todas las naciones que han sido consagradas a mi nombre, dice el Seor que hace
HEC  15: 18 
que estas cosas sean conocidas desde la eternidad.
HEC  15: 19 
Por esto opino yo que no se debe molestar a los gentiles que se conviertan a Dios,
HEC  15: 20 
sino escribirles que se abstengan de lo que ha sido contaminado por los dolos, de la impureza, de los animales estrangulados y de la sangre.
HEC  15: 21 
Porque desde tiempos antiguos Moiss tiene en cada ciudad sus predicadores y es ledo cada sbado en las sinagogas.
HEC  15: 22 
Entonces decidieron los apstoles y presbteros, de acuerdo con toda la Iglesia, elegir de entre ellos algunos hombres y enviarles a Antioqua con Pablo y Bernab; y estos fueron Judas, llamado Barsabs, y Silas, que eran dirigentes entre los hermanos.
HEC  15: 23 
Por su medio les enviaron esta carta: Los apstoles y los presbteros hermanos, saludan a los hermanos venidos de la gentilidad que estn en Antioqua, en Siria y en Cilicia.
HEC  15: 24 
Habiendo sabido que algunos de entre nosotros, sin mandato nuestro, os han perturbado con sus palabras, trastornando vuestros nimos,
HEC  15: 25 
hemos decidido de comn acuerdo elegir algunos hombres y enviarlos donde vosotros, juntamente con nuestros queridos Bernab y Pablo,
HEC  15: 26 
que son hombres que han entregado su vida a la causa de nuestro Seor Jesucristo.
HEC  15: 27 
Enviamos, pues, a Judas y Silas, quienes os expondrn esto mismo de viva voz:
HEC  15: 28 
Que hemos decidido el Espritu Santo y nosotros no imponeros ms cargas que stas indispensables:
HEC  15: 29 
abstenerse de lo sacrificado a los dolos, de la sangre, de los animales estrangulados y de la impureza. Haris bien en guardaros de estas cosas. Adis.
HEC  15: 30 
Ellos, despus de despedirse, bajaron a Antioqua, reunieron la asamblea y entregaron la carta.
HEC  15: 31 
La leyeron y se gozaron al recibir aquel aliento.
HEC  15: 32 
Judas y Silas, que eran tambin profetas, exhortaron con un largo discurso a los hermanos y les confortaron.
HEC  15: 33 
Pasado algn tiempo, fueron despedidos en paz por los hermanos para volver a los que los haban enviado.
HEC  15: 35 
Pablo y Bernab se quedaron en Antioqua enseando y anunciando, en compaa de otros muchos, la Buena Nueva, la palabra del Seor.
HEC  15: 36 
Al cabo de algunos das dijo Pablo a Bernab: Volvamos ya a ver cmo les va a los hermanos en todas aquellas ciudades en que anunciamos la palabra del Seor.
HEC  15: 37 
Bernab quera llevar tambin con ellos a Juan, llamado Marcos.
HEC  15: 38 
Pablo, en cambio, pensaba que no deban llevar consigo al que se haba separado de ellos en Panfilia y no les haba acompaado en la obra.
HEC  15: 39 
Se produjo entonces una tirantez tal que acabaron por separarse el uno del otro: Bernab tom consigo a Marcos y se embarc rumbo a Chipre;
HEC  15: 40 
por su parte Pablo eligi por compaero a Silas y parti, encomendado por los hermanos a la gracia de Dios.
HEC  15: 41 
Recorri Siria y Cilicia consolidando las Iglesias.


    MOSTRANDO 1 - 40  de  40

Seleccionar: Captulo:
Palabra: Mostrar:
Tamao de Letra:

| Inicio | Im�genes | Diversi�n | Temas | M�sica | Oraciones | CancioneroSalvapantallas | Preguntas Cat�licas | Directorio | Twitter | La Biblia | Barra | Catequistas |     M�s M�sica | Conocer |     Libros | Radios Cat�licasVideos | Postales | Chat | Messenger | Email | Cine | Autor | MapaEnlacesWebmasters | Televisi�n | Blogs | Radio | Noticias |